fbpx
el olor del mar

El origen del olor del mar te sorprenderá

Freskibo | 17 julio 2018 | Blog, Sostenibilidad y mar

El olor del mar ha sido responsable de la inspiración de innumerables poetas, cantautores, pintores, escultores y cualquiera que haya creado una obra sobre la inmensidad azul. Es un aroma salado, verde, vivo y refrescante, pero también es un aroma a recuerdos, a vivencias que todos hemos pasado y que se funden con el olor a mar.

 

Descubriremos, gracias al estudio publicado por el profesor de microbiología de la Universidad de Tufts, Benjamin Wolfe,  cuáles son los tres principales elementos que otorgan al mar ese olor tan característico.

 

Sulfuro de dimetilo o DMS

 

El DMS es el principal responsable del “olor a mar” y es producido por microscópicas bacterias marinas. Estas bacterias marinas, al morir, se despegan del DMS y suben a la superficie, cambiando su composición y convirtiéndose en sulfato. El DMS es el precursor de lo que en un futuro se convertirá en nubes. La naturaleza, en su infinita sapiencia, no concentra grandes cantidades de DMS en el mar, ya que si fuera así el mar se convertiría en una hedionda masa de repollo hervido.

 

Los bromofenoles

 

Los bromofenoles son responsables de que los peces y demás animales marinos tengan “olor a mar”, y es debido a su dieta a base de gusanos y algas.  A lo largo de la vida, los animales marinos van absorbiendo estos bromofenoles de sus alimentos, adquiriendo con el paso del tiempo cada vez más ese olor salado. Se dan casos de peces que según su etapa vital tienen más o menos bromofenoles en su organismo, como el salmón del Pacífico que pasa su ciclo vital entre el mar y el río, y que según sea capturado en un lugar u otro tendrá más o menos aroma marítimo.

 

Las dictiopteronas

 

Son las feromonas que desprenden las algas y juegan un papel muy importante en el característico aroma salado del mar. Estas feromonas son las encargadas de que las células reproductoras masculinas de las algas desarrollen la fecundación.

 

Como hemos observado, gran parte de la responsabilidad de que el mar huela de la forma que lo hace es debido a las algas y nos preguntamos: ¿hay alguna razón para que el mar haga tanto olor? Pues parece que sí. Resulta que es de vital importancia para guiar a las aves a zonas con abundantes animales y plantas, además de incentivar la producción de nubes a nuestra atmósfera. El olor a mar no es solamente una fragancia inspiradora, sino que es una importante pieza dentro del fantástico engranaje de la naturaleza.

0 Comments

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar